Buenas sensaciones en Honda después del exitoso test de Jerez

0
81
  • Bajo la atenta mirada de figuras clave de HRC, Álvaro Bautista y León Haslam empezaron a mostrar el potencial del proyecto y de la nueva CBR1000RR-R en unos ensayos pasado por agua…

El test de WorldSBK en Jerez fue el pistoletazo de salida, al menos por lo que respecta a su vertiente pública, de la muy esperada CBR1000RR-R y del HRC Team. La expectación en el garaje de la escudería fue notable durante la primera jornada de ensayos y Leon Haslam redondeó ese día especial situándose en cabeza de la hoja de tiempos. Álvaro Bautista tuvo un comienzo algo más accidentado por culpa de una caída en la curva 6, aunque ambos pilotos acabaron situando sus monturas dentro de los ocho primeros en el segundo día.

En paralelo a las actuaciones de los pilotos en la pista, la actividad en box de HRC fue también notable. Tras un inicio de pretemporada a puerta cerrada y marcado por el secretismo, el despliegue de ingenieros y figuras de peso dentro de HRC desplazadas en Jerez fue toda una declaración de intenciones. Shinichi Kokubu, un director de HRC y General Manager en la división de desarrollo de tecnología, estuvo muy presente en el box, atento al trabajo sobre la nueva moto y también Alberto Puig, Team Manager del Repsol Honda MotoGP, estuvo ‘in situ’ para ver las evoluciones de Bautista y compañía. Una prueba más de que Honda parece haber puesto ‘toda la carne en el asador’ en el nuevo proyecto, tal y como definió Álvaro Bautista.

«La primera impresión ha sido bastante buena», explicó el piloto español tras la finalización del test. “Tenemos mucho potencial con esta moto, pero tenemos que ponerlo todo en orden. Nos hubiera gustado probar más cosas, pero ha comenzado a llover al final del día y no hemos podido probar algunas configuraciones de base  nuevas. Tenemos otro test en Portimao dentro de dos días y allí intentaremos obtener más información y datos para mejorar la moto”.

Su compañero de equipo Leon Haslam también se muestra ilusionado con el regreso al equipo Honda, marca con la que disputó su última carrera en 2014: «Ha estado bien poder poner los slicks en la moto, ya que hemos podido probar algunas de las cosas que teníamos en mente, pero la pista realmente nunca se ha llegado a secar por completo”.

“En general, hemos hecho lo que teníamos que hacer; hemos revisado algunos de los elementos y hemos encontrado algunos aspectos positivos hacia el final del día, aunque no lo hemos podido traducir en un buen crono, ya que han aparecido las banderas rojas y la lluvia al final. Hasta ahora todo va bien, en Portimao intentaremos tener un par de días más en seco”.

Después de dejar buenas sensaciones en Jerez, la atención se dirige al test de Portugal, donde Bautista y Haslam acumularán más kilómetros sobre la nueva montura el domingo y el lunes.